¿Como evitar el flato al correr?

¿Como evitar el flato al correr?

¿Por qué tenemos el flato al correr?

El flato al correr nos aparece a causa de la descompensación entre el diafragma y un “ligamento” que une los órganos (hígado, bazo, intestino delgado y grueso…), con el diafragma. Esto se produce de la siguiente forma: cuando vamos corriendo el diafragma se mueve al ritmo de la respiración, hacía arriba cuando espiramos y hacia abajo cuando inspiramos: por otro lado, el ligamento que sujeta los órganos debe soportar a estos cada vez que realizamos un apoyo y el impacto hace que tire hacia abajo para sujetar los órganos, esto provoca una tensión elevada que puede provocar esas molestias.

¿Qué podemos hacer cuando tenemos flato?

  1. Presiona con uno o dos dedos la zona de dolor y espira con fuerza, esto alivia el dolor. Pero posiblemente no se vaya.
  2. Si persiste el dolor, debemos bajar el ritmo manteniendo la presión, esto suele hacer que desaparezcan las molestias.
  3. Si aún persiste la molestia, espira con fuerza cuando la pierna del lado que no te duele toque el suelo.

¿Qué podemos hacer para prevenir el flato?

  1. Siempre que corramos debemos tener en cuenta el ritmo de respiración, esto también se entrena.
  2. Es importante tener una buena faja abdominal y lumbar, ya que esta nos puede ayudar a fijar nuestros órganos internos y por lo tanto tener menos posibilidades de flato. Para ejercitar la faja abdominal y lumbar os recomiendo evitar los ejercicios crunch, de esto ya haremos otro artículo. Os recomiendo ejercicios de compactación, pudiendo hacer una gran variedad con diferentes elementos: gomas, fitball, rodillo abdominal.
  3. También podemos hacer ejercicios de control del diafragma y relajación, esto nos ayudará a mejorar nuestra respiración y por lo tanto nuestro rendimiento.
  4. No comer ni beber en exceso antes de salir a correr, al pesar más el estómago este tira del ligamento y puede producir flato. Debemos tener en cuenta, que las ingestas copiosas antes de realizar actividad física pueden producir molestias estomacales. Debemos hidratarnos y realizar ingestas en pequeñas dosis y de manera más continua.